domingo, 16 de agosto de 2009

Porque fracasará el plan de empleo

Porque precarizará una fuerza laboral que no debiera ser precaria.
Cavar cunetas, hacer veredas, pintar escuelas, es tarea de muchachos con carnet de la UOCRA cobrando según la grilla salarial acordada en paritarias y no de una fuerza de trabajo barata bajo las difusas reglas del "monotributismo" mas o menos voluntarioso.
Como cuando el finado Blumberg proponía que los presos trabajaran nos preguntamos a que trabajador reemplazaran con su producto abaratado a tasas taiwanesas, esta vez, de escala salarial.
Como en otras cosas el objetivo declamado es positivo pero su instrumentación absolutamente disparatada, un plan de producción de trabajo precario para 1 de cada 12 desocupados merece un tratamiento mas humilde.
La fe de los patagónicos en el trabajo es encomiable pero deberían notar que es evidente que para los conurbanos argentinos (Buenos Aires, Rosario, Córdoba, Mar del Plata , Mendoza, y alguno mas) NO ALCANZA. No es suficiente. Fracasa en su objetivo de exterminar la pobreza.
Pero encierra una elección mas compleja desde el punto de vista ideológico, los 9.000 millones que costara el plan alcanzan para una asignación universal por hijo de 150 pesos.
La idea según la cual una persona no debe recibir nada sin contraprestación merece un análisis detenido y una investigación que abarque a toda la estructura social.
En principio y sin profundizar demasiado esa exigencia nos parece contradictoria con el derecho a la existencia. Casi un prejuicio pequeñoburgues afincado en las religiones monoteístas del oriente cercano según las cuales el sacrificio precede (y es condición de) al "premio".
En segundo lugar no estamos seguros que sean los pobres quienes a lo largo de la historia (especialmente la nacional) puntean en el rol de "sectores parásitos" de la economía argentina.
Demasiadas preguntas. Le dejamos la tarea de responderlas a sociólogos, historiadores y comentaristas de buena voluntad que quieran habitar este blog argentino.

16 comentarios:

Quintín dijo...

Excelente artículo, licenciado. Agrego algo. Es increíble que se demonice a los ricos y, al mismo tiempo, se le niegue a los pobres el derecho al ocio cuando la sociedad no les provee de un trabajo digno. Lo de la necesidad de contraprestación por parte de los pobres es efectivamente propio de Blumberg y otros fascistas.

¡Asignación universal ya!

Un comentarista de buena voluntad.

Fernando Bonatto dijo...

Completamente de acuerdo con Ud.
Si bien es cierto que un plan de esta naturaleza no viene mal,no soluciona nada de nada.
Mas aun,se desperdigan esfuerzos en arreglos no urgentes.
Un buen plan de viviendas en serio ,sin tanto intermediario llamese municipios ,pcias o gremios que cada uno se llevan su mordidita ,ocupa mucho mas que los presuntos cien mil anunciados entre bambos y platillos

Martín LatinoameriKano dijo...

Uf, si Quintín me dijera que mi comentario es excelente, me asustaría.

Sinceramente, no estoy para nada de acuerdo, el trabajo tiene además el valor de ocupar a la gente, de hacerla sentir útil, parte de un proceso creativo. Y soy un gran crítico de la relación laboral empleado - empleador y de frases como "el trabajo es dignidad" por generalizadoras y poco realistas.
Está claro que nadie quiere vivir trabajando o explotado, que nada se disfruta mas que unas buenas vacaciones, pero estoy seguro de que una persona que no hace absolutamente nada se va a sentir mejor si tiene algo para hacer, en todo caso las becas o las pasantías vistas desde esa óptica también son precarización laboral.
Generar trabajo para mover la economía y mejorar la situación social es peronismo básico, lo otro es duhaldismo. Habría que ver a quien le fué mejor en las elecciones, si al general o al famoso cabezón de Lomas.

Saludos.

Wal dijo...

Dense una vuelta por Ramble que Artemio escribio un interesante posteo para seguir debatiendo sobre esta disyuntiva.

http://rambletamble.blogspot.com/2009/08/capital-humano-o-capital-social-una.html

Andrés el Viejo dijo...

No confundamos: contraprestación es una cosa, trabajo es otra. Contraprestación, efectivamente, parte de la idea moralista de que hay que ganárselo de alguna manera, aunque sea una formalidad inservible.
Crear trabajo es la posibilidad de inserción social productiva.
Ahora, mientras se crea trabajo, cosa que está demostrado que lleva tiempo, es importante atender a las necesidades urgentes de los que no consiguen cubrirlas con su trabajo o directamente no lo tienen.
No sé en qué medida pueda ser incompatible atender a las dos cosas. Los 9.000 millones no son para ponerlos el martes a la mañana. Constituyen un plan a lo largo de un tiempo largo.
Saludos

chubutense dijo...

Muy de acuerdo. Yo no se si Alicia vió alguna vez una cooperativa de cerca. Llevar adelante una cooperativa tiene complejidades específicas que no se salvan a pura voluntad. Son necesarios determinados lazos entre los miembros que llevan, a veces, años, y a veces no se construyen nunca. Acá te dicen mirá, hay plata, juntensé de a 40 o 70 personas (!) y armen una cooperativa (porque subrayemos que si se apunta a orgas preexistentes sobran como 5000 palos).

Ricardo dijo...

Fomentar la cultura del trabajo, para mi, sirve.
Será occidentalista, protestante, lo que quieran, pero además genera lazo social, saca a la gente del aislamiento, la hace participar, la hace responsable.
A mi, por eso, me gusta más la idea del trabajo antes que del asistencialismo.
¡Saludos!

ricardo j. m. dijo...

no se che yo soy peronista y la asistencia social es una imposicion de la realidad no una politica, las politicas peronistas son y empiezan creando trabajo y todo los demas son clenturiadas de cristianitos culposos que quieren ganarse el cielo fantastico que se inventaron.

no vaya a ser que ayudemos a los pobres creandoles puestos de trabajo a que construyan los lazos sociales que solo son posibles de construir trabajando no? o lo van a hacer con un subsidio para que se queden en la casa y no ensucien la vista de los ricos cuando pasan con el auto.

lo de la precarizacion amigo licenciado como usted lo plantea se parece mucho a licitar obras para que las hagan empresas constructoras ,no se si esa es la vena de su refleccion pero es la unica forma que encuentro de intepretarla, por lo que dice de la uocra no? por que de esa manera serian empleados de alguien y aca lo que se plantea es ante la clara falta de capacidad de el mercado laboral privado de crear los puestos necesarios de trabajo, una cooperativizacion.

tambien se le escapa ,disculpeme. el hecho de que las obras licitadas para la actividad privada costaria diez veces mas porque habria que pagarle a el patron parasito y a su burocracia empresaria, esto tambien explica a mi entender la articulacion con los municipios o sea usar burocracias existentes y no crear otras que seria lo que habria que hacer para saltear a los municipios aparte de que las obras son locales y el hecho de que los mismos vecinos trabajen en ellas ayuda a lo que pide el chubutense, agrego aca que ya hay 800 cooperativas mas a menos en marcha y tambien un apoyo a todas las fabricas recuperadas asique creo que alicia algo sabe y la onu tambien por viene a ver como rompimos con la logica de los planes enlataqdos de el banco mundial y los replazamos con politicas sociales que buscan reconocer las particularidades de cada lugar para elevar su eficacia o como una forma de ser mas eficaz en su tarea, que no es contentar a los chetos sino ayudar a los pobres

nada esta exento de fracasr lo que importa es el vector de la politica, adonde apunta y esta justamente creo yo, apunta a que no ganen guita los que no la nesecitan y si los que no tienen nada que empiezen a tener algo a traves de su esfuerzo y asi tener la dignidad de llevar a su casa con que paliar las necesidades, y no la ignominia gorila y concheta de la beneficiencia de los ricos.

y no va a alcanzar nunca. porque la economia capitalista de mercado esta basada en la escazes y no en la abundancia ,mientra haya ricos va a haber pobres. que no significa excluidos ni miseros, sino simplemente eso. pobres en comparacion por ingreso pero no por todas las cosas que hoy significan la pobreza, y que son el racismo y la miserabilidad de los millonarios y la clase media argentina que con sus estupideces los condena a una vida sin el futuro posible de no ser como el hoy que viven


saludos licenciado ,muy bueno el blog siempre lo visito

Lic. Baleno dijo...

Gracias por los comentarios. No me gustaria quedar con la ultima palabra asi que sigan por favor. Anoto un par de cosas.

No creo que haya que contraponer trabajo a asistencia (es una frase de carton hasta aca)pero creo que primero hay que asistir.

Son 100.000, en perspectiva es muy poquito.

Aprovechemos que todo el mundo esta preocupado por la pobreza, recuperemos los 1.000 millones que en dos dias se le cedieron al autodenominado campo y saquemosle los subsidios a las escuelas catolicas (ya se ya se, son subsidios indirectos a los trabajadores), pero que se yo, digo, como para empezar... no creo que se quejen justo ahora no?

Que hacer cordones sea tarea de afiliados a la UOCRA que ya no los van a hacer no se si es dar o quitar trabajo.

Algunas cosas se hacen bien precisamente porque los Kirchner estan convencidos del valor del trabajo lo que es casi un giro copernicano en la politica argentina. En buena hora. Pero me parece que no esta alcanzando.

ricardo j. m. dijo...

si damos por sentado que les preocupa la pobreza no? por que sabemos que no les preocupa por lo menos en el sentido de que los pobres tengan derecho a no serlo. creo yo, que son ellos (la derecha)los que plantean la inequidad como factor de movilidad social o sea que son fabricantes de pobres en su base conceptual y filosofica digo por sus propias declaraciones y sus acciones,las reales que hablan de lo que en realidad quieren y no las que abrevan en una circustancia coyuntural.

con respecto a la uocra tengo que decirle licenciado que el sindicato no hace obra publica solamente representa trabajadores, entiendo que es otra discucion.

y son cien mil por cuatro si nos basamos en la misma cuenta con la que se chicanea en el conteo de pobres, o familia tipo cuando nos conviene nada mas, son cien mil familias o por lo menos tambien asi es una forma valida de interpretarlo y mas alla de todo creo que es imperativo desde la construccion de la justicia social entender de una ves por todas que la pobreza no se mide por capacidad de consumo solamente y que tambien estos planes no son contra ella realmente sino contra la exclucion y creo que ahi esta la parte mas positiva en ese sentido inclusivo y tambien generador de capacidades autonomas a traves de la cooperativizacion

saludos

Martín LatinoameriKano dijo...

Además, cuando hablamos de crear cien mil puestos de trabajo, estamos hablando ni mas ni menos que de una cifra en verde. No es un factor menor en un mundo en el que se despide mas gente de la que se contrata.

Avallay dijo...

Desde luego si la idea es que con esto resolvemos todo, tamo mal. Pero no me parece que sea la disyuntiva. Yo no lo pondría como lo opuesto a fuentes genuinas de trabajo o a la asignación por hijo (esto segundo avanza a através de ministerio provinciales, Cacho lo va a continuar a través de las tarjetas a las madres) sino que es en parte abandonar la idea esa de que al gente arme proyectos que el estado después le da un subsidio (tipo Manos a la obra) como alguno dijo armar un proyecto es un flor de kilombo, especialmente en al comercialización. Acá el Estado ya te asegura la venta del servicio, digamos, y te financia los sueldos y ayuda a fortalecer organizaciones como las cooperativas. Si esta es al línea,no me parece mala idea, aunque desde luego no resuelva el nudo de la cuestión.
atte. salutti

El Canilla dijo...

Desde el New Deal para acá, no se está inventando nada. Creo que lo importante es pensar en lo urgente a corto plazo, como este tipo de planesy lo necesario a largo plazo que es política estatal. El problema es que la política estatal, el planteo a largo plazo, necesita recursos presupuestarios genuinos que no parece que esté en condiciones de gestionarse. Y para eso hay que hacer "política" y ahí aparecen las contradicciones.

Nicolás Tereschuk (Escriba) dijo...

Vamos, vecino !!

Apuntador dijo...

Mas bien es un sinceramiento por parte del gobierno que con los actuales costos laborales y la industria del juicio laboral en marcha, es imposible crear empleo para determinado sector de la sociedad, que justamente es el mas marginado de todos.

Que paradoja, "los instrumentos" que supuestamente beneficiarian a los mas pobres terminana perjudicandolos excluyendolos completamente del sistema.

matilda dijo...

m suena más a prurito